contra-marcha-seguridad-infantil

La Policía Local de Mérida señala que durante el verano aumentan los desplazamientos de menores en vehículos particulares no solo a lugares de destino vacacional sino también trayectos interurbanos y urbanos. La seguridad vial infantil depende de los conductores y, en este sentido, existe un decálogo que es imprescindible tener en cuenta, con especial insistencia en los Sistemas de Retención Infantil (SRI). La correcta utilización de estos es esencial ya que reduce entre un 50% y un 80% el riesgo de lesión en caso de accidente.

De otro lado, y ante la subida de las temperaturas, la Policía Local recuerda que antes de introducir a los menores en un vehículo hay que evitar el excesivo calor en el interior del habitáculo. Se recomienda, por tanto, bajar la temperatura del interior del coche con anterioridad a situar al niño en su sillita homologada.

El decálogo de seguridad vial infantil engloba consejos básicos que siempre hay que recordar a la hora de llevar a un menor en nuestro vehículo.  Estos son:

1. Siempre: Lleva siempre al niño en un sistema de retención infantil adecuado a su tamaño y peso, por corto que sea el trayecto. Nunca hay que dejar al niño solo en el interior del coche.

2. Especializado: Para comprar, acude a un comercio especializado.

3. Homologado: Comprueba que el SRI está homologado, y si es posible, opta por la normativa más actual, ya que las exigencias de seguridad son mayores.

4. Nueva: No compres sillas de segunda mano, ni aceptes las que no se han utilizado durante mucho tiempo. Después de un accidente la silla siempre debe ser sustituida.

5. Compatible: Antes de comprar, comprueba que el sistema de anclaje de tu vehículo y su compatibilidad con el modelo de silla (iSize, ISOFix y/o cinturón de seguridad).

6. Con respaldo: Para los niños más mayores es aconsejable utilizar sillas con respaldo al menos hasta los 1,35 metros.

7. Asientos traseros: Instala la silla en las plazas traseras del vehículo (preferentemente en la central). Sube y baja al niño por la parte segura de la vía (como la acera). Si únicamente puedes colocarla en la plaza delantera, desconecta el airbag delantero en el caso de que la silla se instale en sentido contrario a la marcha.

8. Sentido contrario: Es más seguro que el menor viaje en sentido contrario a la marcha. Ajusta siempre bien los arneses o cinturones al cuerpo del niño, sin holguras.

9. Objetos sueltos: Nunca dejes mascotas, objetos o equipajes sueltos en el vehículo. En caso de frenazo o impacto, pueden provocar lesiones graves al niño.

10. Accidente: En caso de accidente, y solo en una situación de riesgo, saca al niño en su sistema de retención. Nunca en brazos.

Estas diez normas y recomendaciones son claves para aumentar la seguridad de los niños que viajan en coche o furgoneta, pero siempre deben de ir acompañadas de una conducción responsable. El conductor debe respetar las normas, conducir de forma tranquila y relajada, sin agresividad ni brusquedades, dejando un espacio de seguridad, y ajustando la velocidad a las circunstancias del tráfico.

La Asamblea General de AESVI (Alianza Española por la Seguridad Vial Infantil), en la que se integran, entre otros, la DGT, fabricantes de sistemas de retención infantiles, clubes automovilísticos, universidades, pediatras, urgencias, la Asociación Nacional de Matronas, la Asociación Nacional de Seguridad Infantil, la CEAPA y las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, aprobó el año pasado este decálogo cuyo objetivo es que es que ningún niño fallezca o sufra heridas graves cuando viaja como ocupante de un vehículo.